Fibras que componen los ovillos-Primera Parte: La lana

La utilización de la lana por parte del hombre se remonta al Neolítico.

 Es un material de origen animal que se obtiene de ovejas, conejos, llamas, alpacas...mediante un proceso que se conoce como esquila.

 La lana es muy utilizada para la confección de prendas en regiones con bajas temperaturas ya que tiene la propiedad de mantener el calor del cuerpo y evita que el frío penetre hasta la piel. Esto se debe a su origen animal. Tiene también la capacidad de absorber la humedad, es aislante y muy liviana.

 La forma correcta de cortar la lana es al ras de la piel y en la actualidad se utilizan esquiladoras mecánicas con las cuales es más fácil sacar la pieza entera que se conoce como "vellón". Se pueden utilizar también tijeras ( esquila manual). Hay dos métodos: el criollo, más tradicional y antiguo, y el australiano.

 Una vez extraída  se debe lavar para quitar impurezas y el sebo del animal. De éste agua sucia pueden recuperarse las sales (suarda) de donde se obtiene potasa. De la denominada "grasa de lana", debidamente purificada, se obtiene lanolina que como sabemos,es una materia prima de gran valor.

 La lana más preciada es la procedente de ovejas de 3 a 6 años. La clasificación de la lana se hace teniendo en cuenta una serie de características de las cuales las más importantes son: finura, longitud, uniformidad, resistencia, elasticidad, flexibilidad, color, brillo y rendimiento.

 La lana cruda que se extrae de la oveja puede ser teñida utilizando diversos elementos naturales. Se puede usar cáscara de cebolla, remolacha, mate cocido y diversas plantas autóctonas, de las que se usa el fruto, la raíz o las hojas. Para obtener el color se debe colocar alguno de los elementos mencionados en una olla con agua hirviendo y luego de unos minutos retirarlos e introducir la lana. Una vez obtenido el color deseado, retirar la lana utilizando un colador y dejar secar.

Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados